PASADO

El nombre de nuestra bodega se remonta a los pobladores indígenas de la zona, los indios Huachichiles por su gran devoción al Dios del Viento, a quien ofrecían las cenizas de sus rivales dejándolas volar por los aires como ofrenda.

Años más tarde en el 2010, al ver los magníficos resultados de las viñas, decidimos plantar 3 hectáreas más de las variedades Shiraz y Merlot; y en el 2012, crecer 4.5 hectáreas de las cepas Pinot Noir y Cabernet Sauvignon. Finalmente, en el año 2017 se anexan algunas hectáreas de Cabernet Franc, así como un campo experimental con 20 variedades diferentes.

Somos pioneros en el creación de viñedos y la elaboración de vinos de alta gama en la región Sureste de Coahuila, donde se ubica la Sierra de Arteaga.

Desde entonces nos hemos propuesto romper con los paradigmas y barreras del mercado, al ofrecer vinos de gran calidad y características únicas, producidos en donde nadie más lo había hecho.